¿Cómo se juzga la presentación de las escuelas de samba?

Todos los Miércoles de Cenizas vemos aquella escena donde los integrantes de las escuelas esperan la evaluación en la Praça da Apoteose que hasta hace poco estaba dominada por sambistas y alegorías. Los nombres de los puntos que se toman en cuenta para la evaluación son más o menos conocidos, pero ¿tú sabes lo que realmente se evalúa por los jueces?

Vamos a ver eso en dos partes, un viaje por los nueve puntos evaluados para explicar cómo a fin de cuentas los 36 jurados ponen las notas y declaran los campeones del Carnaval de Río.

  1. Enredo

Toda la preparación de una escuela de samba comienza por la elección del enredo que es la historia que será contada. Los jurados cuentan con un itinerario completo del desfile de cada agremiación donde se explica el significado de cada ala y alegoría.

Los jueces hacen el análisis de acuerdo con dos criterios: concepción —la idea del tema presentado— y la realización, o sea, si la escuela pudo contar la historia de forma interesante, original y bien entrelazada a través de disfraces y alegorías.

Si algo no está de acuerdo con el itinerario, los jueces pueden penalizar a la escuela, como ya ocurrió antes por carros que se rompieron en la concentración, antes del desfile y no desfilaron, perjudicando la narración.

  1. Comisión de Frente

En los últimos tiempos, este sector se ha convertido en una verdadera tarjeta de presentación, una especie de show de apertura, lo que no le agrada a todos los especialistas, porque se sale un poco de la tradición.

Los jurados consideran aspectos como creatividad, coordinación y sintonía en la exhibición, así como disfraces e indumentaria presentados por los integrantes del ala que no pueden ser menos de 10 ni más de 15. La nota se forma por la concepción de la ropa y por la presentación, con sincronismo en los movimientos de la coreografía.

La presentación al frente de la cabina de jurados es obligatoria. Si algún integrante se cae, pierde una parte del disfraz o derriba algún instrumento, la escuela puede ser penalizada.

39321740235_b4313d214b_k

Comisión de Frente, Mocidade 2018 – Foto: Gabriel Monteiro | Riotur

 

  1. Maestro-Sala y Abanderada

Son 30 puntos de la escuela que dependen de apenas dos personas, la 1º pareja de maestro-sala y abanderada, que son los únicos evaluados de dos formas, por sus disfraces y por la danza presentada.

Para alcanzar la puntuación máxima, los bailarines necesitan desarrollar pasos precisos y con gracia, movimientos propios del baile, como los meneos y giros.

Ellos también deben respetar las reglas como la de jamás darse la espalda entre sí, así como no dejar que la bandera de la escuela se enrolle en el maestro. Los dos pueden ser penalizados si dejan caer o pierden algún elemento de su disfraz, aunque sea accidentalmente.

40283310422_911b5401f1_k

Maestro-Sala y Abanderada, Mangueira 2018 – Foto: Gabriel Monteiro | Riotur

  1. Evolución

¿Los integrantes bailan de acuerdo con el ritmo de la batería y de la samba? ¿La escuela pasa por el público con un curso regular, o tiene momentos en que para y después corre para compensar? ¿Existen espacios entre las alas o ellas se mezclan? Esos son algunos puntos que los jueces observan en la Evolución.

El punto está relacionado con la danza y el paso de la escuela por la Avenida. Por eso, errores como los fatídicos espacios pueden costar el campeonato. Vale resaltar que los espacios abiertos para la presentación de la pareja maestro-sala y abanderada o aquellos que ocurren para la retirada de la batería son llamados espacios técnicos y no son penalizados.

20 de mar de 2018

COMENTÁRIOS

dezenove − 13 =